ECLIPSES DE LUNA - ECLIPSES DE SOL Simbología y sus diferencias


Los eclipses se producen cuando la luz de la luna se ve oscurecida por la tierra o bien cuando la luz del sol se oscurece a causa de la sombra de la luna.  En los eclipses lunares hay luna llena y la luminaria que se ve eclipsada (tapada, sofocada y ensombrecida) por la tierra es la Luna. En luna nueva se producen los eclipses solares, y es la luz del sol la que queda ensombrecida por la luna.

En la antigüedad estos sucesos creaban cierto pavor entre los habitantes ya que de repente la luz de la luna y/o del sol perdían claridad y luz y se interpretaba como un fenómeno de mal augurio. Pensemos también que las antiguas civilizaciones organizaban su vida social y quehaceres cotidianos guiadas por la luz que les proporcionaban estos dos astros, así que más allá de la influencia que podían tener a modo individual, también afectaban a su comunidad.


Actualmente marcamos en el calendario los eclipses como si de un evento cultural se tratase y nos proporcionan un espectáculo que -en función de nuestra región- observaremos como más o menos espectadores privilegiados. Y aunque nuestro conocimiento del suceso quizás nos resulte más entendible a nuestra razón no por ello puede dejar de trastocar o movilizarnos en algún sentido.

Pero ¿cuál es el simbolismo astrológico de los eclipses? Y ¿qué diferencia hay entre un eclipse de luna y un eclipse de sol?


Para entender mejor las diferencias entre un eclipse de luna y de sol primero tendremos que observar las diferentes simbologías de estas dos luminarias:

La luna nos habla de nuestro mundo interior y nuestras emociones, de nuestras necesidades afectivas y aquello que consideramos nuestro refugio. También nuestro satélite nos remite a nuestra parte inconsciente e instintiva.. El sol en cambio se relaciona con nuestra identidad consciente, nuestra autoexpresión, nuestro ego y el centro personal irradiador que ilumina y organiza nuestro mundo externo.

ECLIPSES DE LUNA 


Como ocurre en las lunas llenas y con más fuerza en los eclipses de luna -en función de cómo estén en nuestra vida las temáticas asociadas a los signos que estén involucrados- podemos vivir este fenómeno con inquietud, estando más alteradas emocionalmente, como si nuestros sentimientos brotaran “sin razón” y podemos sentirnos muy inquietos ya que no tenemos muy claro qué ha sido lo que lo ha desencadenado. Es así como la sensación puede ser haber perdido nuestro refugio. Muchas veces le puede resultar desconcertante a la persona porque acostumbramos a tener la necesidad de poner en palabras y razonar aquello que sentimos. Pero como hemos dicho la luna lo que revela es lo que surge de nuestro inconsciente, de nuestra parte más intuitiva e instintiva, fuera de nuestro control consciente. Durante el eclipse nuestro inconsciente revela aún más la sombra que quizás negué o reprimí -aquello que en algún momento no quise hacer consciente- y es por ello que durante los días cercanos al evento astrológico quizás se destapen situaciones que en algún momento no me atreví a atravesar y afloren emociones que en algún momento no me permití sentir.

Es importante que si mi estado anímico se ve modificado o alterado no intente resistirme -y reprimir de nuevo- sino que le de lugar, que lo exprese, lo sienta y observe; ya que es así como a posteriori podré entender que hay algo que no está asimilado o que está en desequilibrio y que quizás deba reajustar. .

ECLIPSES DE SOL


El Sol como hemos dicho simboliza nuestro lado consciente y nuestra identidad, aquello que me hace un ser único, con mis particularidades diferentes del resto y también representa nuestro ego y nuestra necesidad de ser reconocidos. Es por ello que cuando el sol queda eclipsado podemos sentir que parte de nuestra identidad no puede ser expresada, que mi brillo y mi auto-expresión se opaca. Las temáticas que estoy intentando expresar pueden sentirse frustradas o entrar crisis y son temas que es beneficioso poder interiorizar y observar. Quizás haya situaciones o relaciones que deba soltar para encontrar una nueva identidad o un nuevo camino más auténtico donde expresarme o quizás hay algo de mi propria identidad que aparté de mi consciencia y ahora se revela. No olvidemos que en el eclipse solar, es la luna -mi necesidad de interiorizar- la que tapa al Sol -mi necesidad de exteriorizar-.

Desde la perspectiva de la astrología psicológica todos estos movimientos internos, que quizás generan angustia no son per se algo malo, sino que nos brindan una oportunidad para conectarnos con lo que nos sucede, entendernos mejor y aportar al mundo nuestra mejor versión.


ARTÍCULOS RELACIONADOS
Eclipses 2020/2021 con Nodo Sur en Sagitario y Nodo Norte en Géminis
Simbolismo de la luna en Cuarto Creciente


Ruth Pallejà Lozano (Psico-astróloga, Terapeuta Floral y Coach con PNL) www.astrologiapsicologica.es

APRENDE ASTROLOGÍA Cursos y talleres


Formación en astrología psicológica

Para consultas astrológicas personalizadas obtener turno en contactoastropsicologica@gmail.com


Nota Importante: Los comentarios aquí escritos están basados en la interpretación de las energías planetarias que están sucediendo en este momento. Cada evento astrológico se vive de diferente manera en función de nuestra carta natal y experiencia vital y cada símbolo astrológico tiene multiples manifestaciones. Esta es una guía para conocer lo que está sucediendo en el cielo y entender algunas energías que quizás sintamos y no estemos pudiendo poner en palabras.


#eclipses #simbolismo #significadoeclipse #diferenciaeclipselunaysol #quéesuneclipse #eclipsedeluna #eclipsedesol #astrología #autoconocimiento



  • Astrología Barcelona
  • Black Facebook Icon

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y optimizar la experiencia del usuario. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en el botón "Política de privacidad"